fertilizante

Cómo hacer fertilizante casero

Hay numerosas opciones para establecer un abono natural o fertilizante, una fijación fundamental para tratar, sostener y realmente centrarse en las plantas de interior y exterior, sin embargo a veces, el horario diario y la simplicidad de comprar en una tienda general nos lleva a caer en la adquisición de abonos de sustancias que pueden terminar dañando su vivero. Suponiendo que creas que tus plantas deben ser sólidas y estar apoyadas en todo momento, lo ideal es alejarlas de las mezclas sintéticas que pueden acabar dañando y agotando tu rendimiento. En unComo.com nos centramos en opciones medioambientales y curas regulares, por lo que en el artículo adjunto hallamos cómo hacer compost construido de forma nativa. Encuentra una cura característica que satisfaga y cuida adecuadamente a tus plantas, para que se desarrollen más.

Table of Contents

Abono orgánico con fertilizante

Suponiendo que usted está en el cultivo o el desarrollo se dará cuenta sin lugar a dudas que el excremento es quizás de los mejores compost normal por ahí. Puedes encontrar abono preparado para utilizar sin embargo en el caso de que tengas criaturas, por ejemplo, gallinas, conejos o cabras o mascotas puedes utilizar sus excrementos para mejorar la suciedad de tus plantas, debido a su alto contenido en nitrógeno.

Obviamente, no debes añadir las heces directamente sobre la base de la planta, sino abonarlas antes de utilizarlas. En unComo te contamos cómo hacer estiércol normal.

Estiércol natural con harina

Uno de los mejores abonos construidos de forma nativa es el que podemos preparar con harina. Para conseguir este abono natural necesitarás: harina de semillas, cal rural normal y cal dolomítica. Esta multitud de fijaciones se pueden conseguir en tiendas de siembra o supermercados concentrados.

Planificación

Mezclar cada una de las fijaciones en partes para adquirir el abono artesanal: 4 trozos de harina, 1/2 de cal rural y 1/2 de cal dolomítica.
Para un impacto más prominente del fertilizante puedes añadir 1 trozo de cena de hueso o 1 trozo de festín de crecimiento oceánico.
Utiliza este abono una vez al año después de plantar. Debes poner el estiércol y trabajar la tierra para que el elemento actúe adecuadamente. A continuación, sature la tierra regándola. Percibirá lo bien que funciona este compost natural.

Abono artesanal con espresso

¿Le gusta el café expreso? Pues a partir de ahora, además de disfrutar de su sabroso sabor, puedes utilizar sus posos para tratar tus plantas. El espresso es un fertilizante decente que te ayudará a oxigenar la tierra de tu vivero por la cantidad de nitrógeno que contiene.

Para preparar el compost de espresso, sólo tienes que guardar las acumulaciones y colocarlas en un saco de plástico. Es importante que el espresso esté seco antes de añadirlo al abono de la tierra, ya que la humedad podría descomponerlo. Mezcle la tierra antes de verterla con el objetivo de que esté muy mezclada. Este abono natural a base de espresso ayudará a mantener su vivero maravilloso y sólido. ¿Es seguro decir que está listo?

Estiércol natural con cáscaras

Cualquier elemento natural puede ayudarnos a crear un compost artesanal decente. Las cáscaras de huevo, por ejemplo, son un componente de extraordinaria ayuda para la consideración de nuestro vivero, ya que además de ser un magnífico compost pueden ayudarnos a repeler molestias.

Planificación:
  • Machaca las cáscaras de huevo.
    Haz aberturas en los cimientos de las plantas y coloca dentro las cáscaras de huevo aplastadas.
    Otra opción: sécalas y conviértelas en polvo, luego, en ese momento, espárcelo sobre los cimientos de la planta.

¡Y ya está! Gracias a su composición rica en minerales (contienen un 93% de calcio), las cáscaras de huevo ayudarán a preparar la tierra para el gran desarrollo de tus plantas.

Otra idea brillante es utilizar cáscaras de plátano, ya que su alto contenido en potasio -un suplemento igualmente esperado para el buen desarrollo de las plantas- te ayudará a mejorar la tierra de forma característica. Cubra las pieles bajo el estiércol de arena y obtendrá un compost natural ideal para sus plantas, que brotarán continuamente mucho más.

Compost artesanal con césped

fertilizante
Dumping grass from the mower bin. Composting grass clippings.

Reutilizar la propia hierba de nuestro vivero para conseguir un fertilizante decente es una excelente opción. La hierba es extremadamente rica en nitrógeno, por lo que, con el paso del tiempo, acaba convirtiéndose en un compost normal decente. Para preparar el compost a base de hierba hay que preparar algunos recortes de hierba o incluso esas malas hierbas que tanto irritan encontrar en el vivero. Son estupendos porque absorben los suplementos de la suciedad que luego, en ese momento, se utilizarán para cuidar de nuestras plantas.

Planificación:
  • Coloca los recortes de césped en un recipiente.
    A continuación, añade agua y deja que se empapen durante unos dos días.
    Transcurrido el tiempo previsto, cuela el agua del cubo y prepara una infusión de hierba con esta mezcla (una taza de hierba fluida con 10 tazas de agua).

¡Y ya está! Aplicando el té natural sobre la base de tus plantas las mantendrás sólidas y alejadas de sustancias sintéticas que puedan dañarlas. ¡Inténtalo!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *